Nerea Cenoz

Alimentación cultural equilibrada

Aparte de la dieta mediterránea, que se caracteriza por un consumo elevado de productos vegetales (frutas, verduras, legumbres, frutos secos, cereales y aceite de oliva como grasa principal) y productos animales sobre todo carnes blancas y pescados; hay multitud de dietas.

Algunas de estas se caracterizan por no aportar ningún alimento ni derivado de origen animal como las vegetarianas estrictas o veganas.

Otras sólo incluyen los derivados animales como lácteos y huevos como las vegetarianas ú ovolactovegetariana.

O incluso dietas en las que no se ingieren productos refinados y a parte de las verduras de la tierra, utilizan verduras del mar (algas) como es la macrobiótica.

Si sigues alguna alimentación de estas y no estás seguro de hacerlo de una forma sana y equilibrada no dudes en ponerte en contacto conmigo.